14 feb. 2012

GILDO, Un récord Nacional



                                     GILDO
           "UN RÉCORD NACIONAL"              

                                                               Primera Parte

Por: Alejandro Crivisqui


ANÉCDOTA INTRODUCTORIA

Me relata un dirigente peronista una anécdota vivida por el en los años de la gran interna entre Gildo Insfran y Vicente Joga, que dice así: Luego de una reunión del PJ en el interior se encuentran dos dirigentes en una estación de servicio de Palo Santo y uno le dice al otro mientras cargaba combustible, Cheee… y vos, ¿que vas hacer? Vas a seguirlo al “paraguayo” o te quedas con el “Gallego”? El  dirigente mirando el surtidor le dice casi dándole la espalda y medio pensativo “no se”… entonces el otro se le acerca y le afirma “mira que el Gallego no perdona y lo va a masacrar al “paraguayito” ese…”.
Luego de unos minutos de silencio, el que estaba cargando combustible, le pregunta al “interrogador” que esperaba para cargar, dándose vuelta y mirándolo a los ojos, vos ¿alguna vez jugaste al fútbol con Gildo?... No nunca, contesta, y ¿al básquet? No, tampoco….y a ¿las bolitas? No, ¿por que?... por que yo si jugué con Gildo a todo esto y ¿sabes que? nunca juega para perder, por que cuando juega, siempre lo hace de ganador, por eso, conociéndolo y como tampoco me gusta perder, jugare para el equipo triunfador.


                “EL MITA-I POLVORITA”
Dicen “los que saben” que para poder entender y tal vez llegar a comprender el fenómeno “Gildo” en Formosa, debía empezar por viajar a su pasado, a sus raíces, a las causas y circunstancias que fueron moldeando su personalidad, los hechos que fueron dándole una identidad definida, así lo hice mientras me preguntaba ¿Cómo fue la niñez de este hombre de Formosa que deja marcada su impronta en la fisonomía provincial? Con este interrogante salí a “hurgar” en el pasado de “Gildo” que al recorrerlo parece el pasado de la misma Formosa, Gildo parece ser una síntesis de su propia provincia, ya que prácticamente él mismo, como un orfebre con sus manos fue dándole forma, tal vez ¿a su forma? O ¿Casi a imagen y semejanza del propio Gildo? Así como un “semi Dios” creador de realidades, este hombre de la Formosa profunda, se convierte en este “fenómeno” que buscaremos entender.

Continua en parte 2...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

SOLO TE PIDO RESPETO AL QUE PIENSA DIFERENTE.

AYER Y HOY LOS MISMOS ENEMIGOS